Agricultores de los municipios de Santa María Ostuma, San Pedro Nonualco, Cuyultitan y Olocuilta, conocieron en una gira de campo acerca del manejo orgánico brindado al cultivo del frijol CENTA EAC, actividad coordinada por el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA) en San Pedro Nonualco.

El intercambio de experiencia estuvo a cargo del agricultor, José Antonio Vázquez, del cantón San Sebastián, municipio de Olocuilta, quien posee un área de ¾ de manzana cultivada de frijol, y afirma que el terreno tiene años de no quemarlo y todo el rastrojo de cosechas anteriores lo va incorporando, pero jamás había puesto en práctica el manejo orgánico.

“Yo me di cuenta que un ingeniero estaba viniendo a dar charlas a una cooperativa que se estaba formando y empecé a escuchar de los beneficios de aplicar productos orgánicos, de lo fácil que es hacerlos con ingredientes que podemos conseguir en nuestro medio, así que elaboré el supermagro y lo apliqué en mi parcela de frijol, tal como me dio las indicaciones el ingeniero. Yo estaba un poco incrédulo pero lo hice y ahora me siento muy contento, porque veo excelentes resultados a muy bajo costo”, explico José Antonio Vázquez.

📸👉🏻 Galería de fotografías 

Las aplicaciones de supermagro que realizó el productor fue: a los 10 días de haber emergido la planta de frijol se hizo la aplicación de ¾ de litro de supermagro por bomba de mochila y la segunda aplicación, a los 25 días con la misma dosis. De manera preventiva aplicó un galón por bomba de mochila del caldo mineral visosa (que también aprendió a preparar) para controlar hongos como la roya, entre otros y proporciona micronutrientes.

A la gira asistieron productores que son asistidos por la agencia de extensión y con conocimientos avanzados en agricultura orgánica, según comentó el jefe de la agencia del CENTA en San Pedro Nonualco, Luis Armando González.

Aclaró que “la actividad también sirvió para conocer otras experiencias en otros rubros que tienen los productores en el manejo orgánico con tecnologías que la agencia les ha transferido, porque a todos se les ha entregado procesos completos de formación para que ellos aprendan desde la recolección de microorganismos de montaña, convertirlos a sólidos y líquidos, elaboración de abonos sólidos (bocachi), elaboración de la batería de foliares con sus diferentes formulaciones (enraizadores, floración, engrosamiento tropical, entre otros), elaboración de diferentes caldos para controlar problemas generados por hongos, entre otros”, explico, González.

Con este tipo de actividades, los participantes pueden comprobar resultados de la aplicación de productos orgánicos, el ahorro económico que existe y lo saludable que resulta desarrollar estas tecnologías en el campo.

Municipio Olocuilta, La Paz, 30 de octubre de 2019.

Unidad de Comunicaciones, CENTA.

 

 

Compartir en: