LOGO INSTITUCIONAL
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
EN ES

Agricultores de La Libertad comparten experiencias sobre la diversificación agrícola

Con la asistencia técnica que imparten las 40 agencias de extensión del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), hay familias que a través de la diversificación agrícola han mejorado su patrón de consumo alimentario al producir una amplia variedad de cultivos, permitiendo excedentes e ingresos económicos. 

Con respecto a ese fortalecimiento técnico, Mario de Jesús Fuentes, del cantón San Diego, municipio La Libertad, inició hace un año y medio con la producción de hortalizas y obtuvo un ingreso no menor de 400 dólares de su primera cosecha de tomate, pepino y mora. Ese dinero lo sigue invirtiendo para el desarrollo de otros cultivos.

A pesar que son áreas pequeñas las cultivadas, ha sido gracias a la asistencia técnica de la agencia de extensión en La Libertad, recomendándole el manejo agronómico oportuno. “Mis amigos me decían que estaba loco para cultivar hortalizas, porque donde tengo sembrado mis cultivos servía de potrero y está cerca de la costa, por eso trabajé duro para transformarlo en zona productiva”.

“Si uno nunca se atreve, no sale de la duda y aunque para mí sea difícil realizar alguna labor de campo, eso no significa que sea imposible, por ello sigo luchando con mi proyecto de producción de hortalizas”, dijo Fuentes.

Actualmente, este productor cuenta con cultivos como: tomate, chile dulce, pepino, ayote, repollo y proyecta sembrar sandía; además, otro oficio que realiza es hacer punteras, es decir sacar agua para los regadillos.

Otro beneficiado de los servicios de asistencia técnica que comparte su experiencia es José René Díaz, productor del municipio Chiltiupán, quien gracias a la diversificación ha incrementado sus conocimientos, ingresos económicos y producir no solo granos básicos, sino también tomate, pepino y rábano en zona de ladera.

“De un área de 1,500 metros cuadrados logré sacar tomate y pepino, obteniendo un ingreso de 1,000 dólares”, actividad que la inició en noviembre de 2022 y a la fecha sigue cosechando.

Agregó que en el 2021 sembraba menos áreas, pero en octubre de 2022 decidió sembrar 600 plantas de tomate y 300 de pepino, aprovechando el recurso agua que dispone de su reservorio para el riego por goteo.

Díaz dice que desde que recibe la asistencia técnica y capacitaciones, ha logrado mejorar la calidad de vida de su familia y obtener más ingresos extras, así como el fortalecimiento de sus conocimientos en agricultura agroecológica.

Así como Mario de Jesús Fuentes y René Díaz, le apuestan a la diversidad de cultivos, también el productor José Arturo Guardado, quien pasó de granos básicos a cultivos como ajonjolí, chile picante, frijol mica y ayote, gracias a que el: “el asesoramiento técnico me ha ayudado a utilizar bien los químicos y a producir mejor mis cultivos”.

“Las tierras están a 5 metros de la playa Los Pinos y en época seca me favorece cultivar todo tipo de hortalizas, ya que en invierno no puedo por las inundaciones, pero aún así no dejo de sembrar para generar mi propio salario y alimentar a mi familia”, dijo Guardado.

Agregó que desde octubre del año pasado está percibiendo dinero por la venta del chile picante Espuela de Gallo, “desde agosto a la fecha, he obtenido una cosecha de mas de 662 libras, las cuales he comercializado en la parcela a un precio de $0.90 centavos por libra y espero seguir cosechando hasta los primeros días de marzo”.

Motivado con su iniciativa y el deseo por ir conociendo otros cultivos lo llevó a incursionar en el cultivo de ajonjolí. Cosechará a finales de marzo y espera obtener no menos de 20 quintales y buen precio en el mercado.

Los responsables de motivar y facilitar la asistencia técnica a estos productores son los ingenieros Álvaro Alas, Néstor Madrid y Luis Letona, agentes de extensión de la agencia en La Libertad, quienes fortalecen los conocimientos para que los productores obtengan su propia semilla de tomate y minimicen costos de producción, así como también aprendan procesos para la elaboración de insumos orgánicos, entre otras tecnologías.

Estos son ejemplos claros que la diversificación agrícola contribuye a asegurar la alimentación balanceada y mejora la economía familiar, así como también la adopción de tecnologías que facilita el CENTA.

Publicado el 23-01-2023.